Avisu Septiembre 2020: aquellos usuarios que estén rexistraos y no puedan entrar en la su cuenta, que se pongan en contactu con nosotros en [email protected] x

¡BIENVENÍU A LOS FOROS DE LLASTRES, Invitado! Somos la primera comunidad llastrina que se formó en internet, allá por 1998. Puedes registrate de forma gratuita y empezar a debatir, estamos encantados de que formes parte de esta comunidad Smile x

Calificación:
  • 0 voto(s) - 0 Media
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5

Depredadores al acecho
#1

El Plural / Artículos de opinión

Otros artículos | Enviar | ARTÍCULOS DE OPINIÓN
MARC LLORENTE
13/03/2010EL PLURAL



Gallinero Político

Depredadores al acecho

A Rodríguez Zapatero no le hizo falta quitarse el batín y las zapatillas de andar por el palacio para la entrevista hecha en La Moncloa ante las cámaras de La 1. El asunto de la recesión económica sigue protagonizando una de las batallas estelares en nuestro país. ¿Cómo salir de ella? Cada uno esgrime sus posibles soluciones para obtener el triunfo en este combate que nos tiene al pie del cañón. El presidente, vestido de anticrisis y exhibiendo más o menos puntería, ha disparado 137 cartuchos con el fin de vencerla.
Ahí continúa viva y coleando. La gente de a pie recibe los golpes en el mentón. A otros les tocan algunos daños colaterales y los que más tienen asisten al cutre sarao haciendo gala de su insolidaridad y exponiendo propuestas que consisten en estrangular al pobre en beneficio del rico. Nada nuevo bajo el sol. La estrategia de siempre con una vuelta de tuerca que persigue desnudar al ciudadano y mantener el ropaje de los más poderosos.

Cánones establecidos
El sistema nuestro de cada día no puede admitir otra tesis. En este grotesco show hay jinetes y quienes asumen la gloriosa función de llevarlos en las espaldas. El Gobierno circula por una calle intermedia que no conduce a una digna salida de cara al trabajador. Las uñas afiladas de la derecha extrema, política, social, económica y mediática, vigilan los movimientos y pretenden imponer su pildorazo como mandan los viejos cánones.

Amén
El margen de acción puede ser más bien pequeño para una batuta socialdemócrata. Pero se usa poco o incluso nada en ciertas materias. Resulta menos difícil decir amén a los depredadores que nos acechan con ganas de seguir haciendo de las suyas. La confianza, la recuperación y facilitar a los empresarios la creación de empleo exigen la reverencia de la clase trabajadora aunque Zapatero no acepte que se abarate el despido ni reducir derechos laborales y sociales. Derechos diezmados de por sí con tendencia a diluirse.

Clavijas apretadas
El presidente “ofende a los parados”, según la teoría popular que propugna González Pons, el paladín de los trabajadores. Uno de esos capataces que te pisa el pie y tienes que pedir perdón o darle las gracias. Subirá el IVA a partir del 1 de julio, una decisión aprobada por el Congreso para abonar el subsidio de paro y otras cosas. No afectará a los precios profundamente. No impide que el vicesecretario general de Comunicación del PP diga con total alegría que los desempleados se pagarán el subsidio ellos mismos con impuestos indirectos. Ahora bien, lleva razón este hombre cuando dice que podría ahorrar más el Gobierno. Y no en la dirección que él expresa. La reducción del déficit público y el recorte del gasto no deberían ir en perjuicio de los débiles, sino de los que más tienen. A ellos nunca les aprietan las clavijas los ajustes presupuestarios. Normal.

¡Olé la lideresa!
Uno de los oscuros personajes, con zapatos planos o altos y calcetines blancos o medias, es la ínclita señora Aguirre. Las graciosas e inigualables campañas de rebelión que patrocina, impregnadas de ultraconservadurismo, las dedica a Zapatero. Pisa la arena. Lleva un traje con más sombras que luces, agita la muleta y amenaza con la espada. Se salta a la torera lo que no le gusta, busca aplausos, votos y que la afición grite “¡olé!” El alza del IVA es el nuevo pretexto de la lideresa. Empuja a los empresarios a protestar y lanza negros augurios sobre la economía. No es difícil imaginarla rezando el rosario y pidiendo al cielo que nos coja un poco más el toro y que eche un capote a los populares. Hace embrujos para que la recuperación no prospere, con su instinto privatizador, y conoce el truco de cómo financiar inversiones o reducir la deuda reduciendo impuestos.

Respuestas descaradas
Doña Esperanza invita a la desesperanza. A Dios gracias, con el PP está la gloria. La austeridad y los recortes del gasto público que pregonan consisten en beneficiarse o en beneficiar a su prole y que el personal pague las consecuencias. Es la clásica hipocresía de la derecha extrema. Hay muchos casos de despilfarros. Valga ahora el ejemplo de Nuñez Feijóo en la Xunta. Subvenciones y contratos millonarios a los amiguetes u otras arbitrariedades en tiempos de vacas flacas. Sólo para algunos. No importa. Los pecados se curan acudiendo a ver al Papa con su pareja en calidad de “colaboradora”. Los valores reales de este grupo quedan al descubierto una y mil veces. Ya que el milagroso Aznar defiende respuestas con descaro para personas descaradas, diremos lo que hemos dicho en otras ocasiones. El asombroso milagro de las reformas económicas, durante su presidencia, se basó en reducir derechos, en contaminar más y en el único sacrificio de la población. El problema es que esto, en mayor o menor medida, es la habitual pauta.

Marc Llorente es periodista y crítico de espectáculos




Usuarios navegando en este tema: 1 invitado(s)